Último número
Entrevistas
Gabriella Campbell, autora de El fin de los sueños y La noche del espectro.
África Vázquez, autora de las bilogías La ciudad de los ladrones y El club de los miércoles
¿Que te apetece leer?

Cuéntanos qué quieres leer y el Recomendador te dirá qué libros encajan con tus preferencias.

¡Pruébalo!

Caminos de libertad
Maite Carranza

Edebé
Reseñas de novedades El Templo#54 (octubre 2016)
Por Carlota Echevarría
13.169 lecturas

Antes de irse de campamento con los scouts, Alexia pasa por casa de su abuela a despedirse y, de paso, a ver si le da un dinerillo. Piensa quedarse un rato, tomar unos bombones, asegurarle que estará bien y marcharse enseguida, pero la conversación no se desarrolla como esperaba: cuando le dice que acamparán cerca de Alós de Isil, un pueblo de Lérida, su abuela se queda lívida. Esa tarde, Alexia descubrirá que su bisabuelo no murió en la guerra civil, como le han dicho siempre; esa es la historia que se inventó la familia para ocultar que fue un desertor. Pero la abuela Berta está convencida de que la realidad no es esa, que consiguió sobrevivir y ayudó a mucha gente a huir a Francia a través de los caminos de los Pirineos, los Caminos de Libertad.

Alexia quiere creerla, pero también es consciente de que su abuela está mayor. Tuvo que ser muy duro perder a su padre de niña, y no es de extrañar que se inventara esa historia a partir de pistas poco sólidas. Aun así, le promete que investigará si hay algún rastro de su bisabuelo en Alós de Isil.

Pero no le va a ser fácil encontrar tiempo en el campamento. Es el primer año que tiene niños a su cargo, un marrón que vale la pena asumir por pasar dos semanas con David, el chico que le gusta. Por si fuera poco, en el último momento, Killian, que lleva tiempo detrás de ella, se une al plan, y Alexia se ve en mitad de un incómodo triángulo amoroso.

En Caminos de Libertad se unen dos tramas: la de Alexia y los scouts, y la de su bisabuelo, que descubrimos a través de la investigación de Alexia y de algunos flashbacks en la narración. La trama de Alexia resulta entretenida, da a la novela la estructura necesaria y tiene algún giro inesperado, pero la parte que nos ha resultado más interesante ha sido la de su bisabuelo y los Caminos de Libertad. Estos senderos fueron testigos de multitud de historias de personas que, no hace tanto tiempo, vivieron una vida mucho más difícil que la nuestra.

Si eres de esos lectores que huyen de los libros sobre la guerra, no temas: este tiene un poco de aventuras, misterio, romance e historia, pero es muy distinto de las novelas que buscan reflejar el drama de la guerra en primera persona. El enfoque es original y Alexia es una narradora coloquial y fresca. Una chica desenfadada que, como todos nosotros, tiene mucho que aprender.

En El Templo nos gustaría saber qué te pareció este libro
Nombre
E-mail
Tags permitidos [b]Negrita[/b] [i]Cursiva[/i] [u]Subrayado[/u] [del]Tachado[/del] [q]Cita[/q] [spoiler]Texto[/spoiler]
Tu comentario

El Templo de las Mil Puertas no se hace responsable de las opiniones expresadas por sus lectores.
Los spoilers deberán estar indicados en los comentarios en consideración a aquellos lectores que no hayan leído el libro.
¿Qué dicen nuestros lectores?
Luz María Rivero en Un beso en París (primera parte de la saga): Me encantó, pero me habría gustado más si fuera más largo. Aun a...
MJA en Un beso en París (primera parte de la saga): Ei!! Os recomiendo este libro porque es muy interesante. Des...
vale en El violín negro: nos super encanto la reseña por la intriga que te deja.y nos enca...
ALBERTO VALDIVIA PORTUGAL en El retrato de Dorian Gray: El Retrato de Dorian Gray, lo he leído varias veces en diferentes...
Eilin Ramos en Dare me: Fue bonito mientras nadie murió: Me gustaría leer el libro entero :(...
Gaby en Memorias de un amigo imaginario: Realmente disfruté leer este libro. Me llamó la atención en una f...
Últimas novedades en el catálogo
#CitasCallejeras
Último número