ÚLTIMO NÚMERO

ENTREVISTAS

Neal Shusterman, autor de la saga Desconexión.
Blue Jeans, autor de El Club de los Incomprendidos.
Leer más...

RESEÑAS

Corazón de mariposa Andrea ToméMe since you Laura WeissLa casa 758 Kathryn BerlaEl fin de los sueños Gabriella Campbell, José Antonio CotrinaLa tumba de Aurora K. Pedro RieraEl polizón del Ulises Ana María Matute
Leer más...

¿QUÉ TE APETECE LEER?

Cuéntanos qué quieres leer y el Recomendador te dirá qué libros encajan con tus preferencias.

 ¡PRUÉBALO! 

 RESEÑAS  

Química perfecta (Química perfecta I) Simone Elkeles
Química perfecta (Química perfecta I), Simone Elkeles
Versátil
Reseñas de novedades Templo#14 (febrero 2010)

Química Perfecta es, e incurro en un topicazo, como la vida misma: un gran baile, un torbellino y un río que fluye suave y de repente se lanza en picado por una cascada, a veces con control y otras a la desesperada. Simone Elkeles ha sabido darle una cadencia casi perfecta a su historia; una que, como tantas otras, bebe de narraciones anteriores; y, si no, que se lo pregunten a Romeo y Julieta o, por no irnos tan atrás en el tiempo, a los personajes principales de la estupenda secuela de Dirty Dancing, Noches en la Havana.

El mundo no es perfecto y la ciudad donde se desarrolla la historia muchísimo menos: desde hace demasiado tiempo permanece dividida entre ricos y pobres. Unos se ajustan pajaritas y se enjoyan de pies y manos mientras miran para otro lado cuando intuyen que a dos metros se está librando una batalla entre bandas o se trafica con armas y droga; y otros sufren en peligroso silencio la miseria de un microcosmos humilde, limitado y estancado que los ahoga.

Britt, la chica de la historia, una niña buena de impresionantes ojos azules, vive en el Norte, el barrio de los privilegiados; y el chico, Alejandro Fuentes, Alex porque ese nombre impone más, en la zona marginal, el Sur. No deberían darse ni la hora y no deberían mirarse salvo para insultarse o despreciarse por el mero hecho de hacer valer el derecho a ese deporte internacional que llaman prejuicio; y, sin embargo, lo hacen.

Primero se chocan, literalmente, y saltan chispas poco amables que encienden algo que no es esa indiferencia natural entre Norte y Sur. Después se atreven a mirarse y lo que ven en los ojos del otro les preocupa, pero también caldea zonas del alma que necesitaban alguien a quien confiarse... Luego se meten en problemas, y ya se sabe que hacerlo en compañía forja lazos resistentes; y, por fin, se besan, la hecatombe.

Con una narración fluida, fresquísima, divertida, en ocasiones aguda, salpicada de ironía, tremendamente atrevida para ser una novela juvenil y casi siempre acompañada de buenos diálogos, Simone Elkeles nos ofrece un dulce la mar de tentador. Cierto es que el final choca por lo excesivamente romántico y edulcorado que se vuelve, pero el resto de la historia, su ritmo bien llevado, los varios tópicos típicos que aparecen, los contrastes bien contados y un combinado de personajes químicamente casi perfectos, convierten a este librito romántico juvenil en una lectura entretenida, amable, picante y bastante humana. Cuando Elkeles la pintó, se salió de los bordes del dibujo sabiendo lo que hacía.

Por Carlota Echevarría
carlota.echevarria(a)eltemplodelasmilpuertas(punto)com


En El Templo nos gustaría saber qué te pareció este libro.

Nombre *

E-mail * (no se publicará)

Web

 Puntuación (solo si has leído el libro)


Tags permitidos: [b]Negrita[/b] [i]Cursiva[/i] [u]Subrayado[/u] [del]Tachado[/del] [q]Cita[/q] [spoiler]Texto[/spoiler]

Avisarme cuando se publique mi comentario.

El Templo de las Mil Puertas no se hace responsable de las opiniones expresadas por sus lectores.

Los comentarios están moderados y no se permitirán insultos ni enlaces a contenidos para +18.

Los spoilers deberán estar indicados en los comentarios en consideración a aquellos lectores que no hayan leído el libro.

Los campos marcados con * son obligatorios.

Repasa tu comentario antes de enviarlo para corregir las faltas. Escribe con todas las letras, esto no es un móvil ;) Y no escribas en mayúsculas. Eso significa gritar en Internet.


De Simone Elkeles quizá también te interese...

Paradise (primera parte de la saga) (reseña)
La ley de la atracción (Química perfecta II) (catálogo de novedades)
Paradise (primera parte de la saga) (catálogo de novedades)
Química perfecta (Química perfecta I) (catálogo de novedades)
Reacción en cadena (Química Perfecta III) (catálogo de novedades)
Retorno a Paradise (Paradise II) (catálogo de novedades)

¿QUÉ DICEN NUESTROS LECTORES?

PaperMasterJr en El nombre del viento (Crónica del asesino de reyes: Primer día): Es un libro que me fascinó por la cantidad de recursos que utiliz... Leer comentario

Kike en Tesoros perdidos: Bastante entretenido, merece la pena bastante y me gustó el final... Leer comentario

Bea en La llave del tiempo (Saga): ¡Adoro esta saga! Estoy muy contenta de que al menos uno de s... Leer comentario

Bea en Cinder (Crónicas lunares I): Yo había oído hablar muy bien de este libro, sobre todo en varias... Leer comentario

iñigo en Saga Mañana: ¿Para cuándo el cuarto libro en español?... Leer comentario

Nina en Crepúsculo. La novela gráfica: Dios con mayúscula (solo una aclaración)... Leer comentario

ÚLTIMAS NOVEDADES EN EL CATÁLOGO
MANIFIESTO DE LITERATURA JUVENIL
ÚLTIMO NÚMERO