Último número
Entrevistas
Costa Alcalá, autores de La Segunda Revolución.
Margaret Stohl, coautora de Hermosas criaturas y guionista de La Capitana Marvel.
¿Que te apetece leer?

Cuéntanos qué quieres leer y el Recomendador te dirá qué libros encajan con tus preferencias.

¡Pruébalo!

Entrevista a...

Susan E. Hinton

El Templo #18 (noviembre 2010)
Por El hombre que leía demasiado y Uyulala
14.093 lecturas
¿Sabías qué...?

♦ Su nombre completo es Susan Eloise Hinton; utilizó las iniciales de sus nombres porque creía que ningún chico se creería la trama de su novela Rebeldes (sobre guerra de bandas) si sabían que la había escrito una mujer.

♦ Con 17 años publicó Rebeldes (Outsiders), su primera novela, que se convirtió en un éxito gracias al boca-oreja. Actualmente sigue reeditándose y es lectura obligatoria en muchos institutos. Esta novela, con el paso de los años, se ha convertido en un clásico contemporáneo.

♦ Después de Rebeldes sufrió un bloqueo creativo que superó gracias al consejo que le dio su novio (ahora marido): que escribiera cinco páginas cada día antes de salir de casa.

♦ Sus siguiente novelas fueron Esto ya es otra historia, La ley de la calle y Tex. Todas ellas son novelas juveniles protagonizadas por chicos de barrios bajos metidos en problemas.

♦ Esas cuatro novelas fueron adaptadas al cine. Dos de ellas (Rebeldes y La ley de la calle) dirigidas por Francis Ford Coppola. En tres de ellas encontramos a Matt Dillon. En tres de ellas también aparece la propia Susan haciendo una breve aparición o “cameo”.

♦ A Susan le encantan los caballos y les ha dedicado dos novelas: Tex y Domando al campeón. En la actualidad vive en un rancho y dedica muchas horas a montar.

♦ Además de cinco novelas juveniles, tiene una novela de adultos, una recopilación de relatos y dos cuentos infantiles.

♦ Rebeldes ha vendido 14 millones de copias desde su publicación en 1967. El año pasado esta novela vendió, sólo en los EEUU, 400.000 copias.


 

Todo el mundo la conoce por Rebeldes, pero antes de publicar esta obra escribió dos novelas anteriores que no vieron la luz. ¿Nos puede explicar brevemente de qué iban?

Una era sobre la Guerra de Secesión y la escribí en sexto (con 11-12 años). Qué me hizo creer que sabía algo sobre la Guerra de Secesión todavía es un misterio para mí. La segunda era sobre un grupo de adolescentes que trabajaban en un rancho para turistas. No era mala pero no es algo que quiera volver a plantearme. La mayor parte de mis historias eran sobre vaqueros y caballos.

En Rebeldes mostró las peleas entre Greasers y Socs, motivadas en parte por pertenecer a diferentes clases sociales. ¿Cree que las cosas han cambiado en EEUU hoy en día o las diferencias sociales continúan creando altercados?

Creo que los niños siempre se dividirán en grupos. Siempre habrá el grupo de los “in” (o de los guays) y siempre habrá un grupo “out” (de los que no están en la onda). Es la naturaleza humana y no creo que pase sólo en los EEUU.

Su primera novela publicada (Rebeldes) fue un gran éxito que sigue vendiendo miles de ejemplares cada año. En España, por ejemplo, es lectura obligatoria en muchos institutos a día de hoy. ¿Cómo afrontó el éxito con 17 años? ¿Estaba preparada? ¿Cree que habría sido mejor que le hubiera alcanzado más mayor?

Rebeldes empezó muy despacio, recibió muy buenas críticas, pero las ventas aumentaron despacio a lo largo de los años, sobre todo gracias al boca a oreja y a que los profesores empezaron a usarlo en sus clases. En realidad no hubo nada por lo que sentirse abrumado, salvo por la primera vez que me dí cuenta de que tenía público. Creo que lo llevé mejor que muchos adultos.

¿Piensa que este enorme éxito de Rebeldes ha perjudicado al resto de su obra literaria?

Bueno, estoy bastante segura de que puedo publicar novelas, así que soy especialmente cuidadosa y me aseguro de que son buenas.

Sus personajes tiene nombres muy singulares (Sodapop, Ponyboy) e incluso, en la mayoría de los casos, apodos (M&M, Two-Bits, Smokey). ¿De dónde saca esos nombres tan curiosos?

No tengo ni idea de dónde saqué esos nombres tan raros, aunque una vez tuve un gato que se llamaba Rusty-James y pensaba que era un nombre demasiado bueno para desperdiciarlo en un gato. Sin embargo, cuando los libros ya estaban acabados, los nombres parecía que pegaban y me alegro de no haberlos cambiado. No obstante, en el libro en el que estoy trabajando actualmente los dos personajes principales se llaman Jim y Bill.

En su página web explica que tuvo un bloqueo tras su primera novela. Y que, su por aquel entonces novio y después marido, David, le dio el consejo de escribir cinco páginas antes de salir de casa. ¿Ha vuelto a tener algún bloqueo?

No; he tenido momentos en los que no me apetecía escribir o no se me ocurría nada que escribir, pero esa es la única vez que verdaderamente sufrí del “bloqueo del escritor”.

Superando ese bloqueo, salió su segunda novela, Esto ya es otra historia en la que toca el espinoso tema de las drogas. Ha sido esta novela prohibida en alguna biblioteca o escuela por ese tema?

Sí, casi todas mis novelas para jóvenes-adultos han sido prohibidas alguna que otra vez.

 

En ella también vuelve a aparecer el personaje de Ponyboy, aunque esta vez como secundario. ¿Es un guiño a Rebeldes? ¿Pensó en utilizar este recurso en más novelas?

Sí, le di a Ponyboy un pequeño papel en Esto ya es otra historia. Hay una conexión directa entre Esto ya es otra historia y Tex, que necesita de una lectura detallada para encontrarla, pero ¡muchos de mis lectores lo han hecho!

Hay dos temáticas recurrentes en varias de sus novelas: la relación entre hermanos, sobre todo desde el punto de vista del hermano pequeño que mitifica al hermano mayor (como en La ley de la calle o Tex) y al mismo tiempo la relación de amistad y camaradería entre chavales (Rebeldes y Esto ya es otra historia) -llegando al caso de considerarse casi como hermanos-. ¿Esas relaciones están basadas en experiencias personales? Si no es así, ¿cómo consiguió darles tanto realismo?

Tengo ambas cosas: un hermano y un buen amigo, pero no recuerdo haberme basado en ellos en ninguna de mis novelas. Simplemente soy buena con el realismo. Si puedo sentirlo, puedo expresarlo.

                  

Y llegamos a las adaptaciones cinematográficas de sus novelas. Cuatro de ellas han sido llevadas al cine. Y en tres de ellas aparece el actor Matt Dillon. ¿Es casualidad o fue recomendación suya? También sabemos que usted hizo cameos en alguna de ellas. ¿Cuál fue su implicación en estas películas: pudo colaborar en el guión o elegir el casting? ¿Qué opinión le merecen esas adaptaciones?

Recomendé a Matt para Rebeldes después de trabajar con él en Tex, pero todavía tuvo que hacer el casting. A Francis Coppola le gustó mucho y le dio el papel en La ley de la calle, que se filmó justo después de Rebeldes.

Estuve muy involucrada en las tres películas: Tex, Rebeldes y La ley de la calle. En Tex no hice nada con el guión, pero Tim Hunter, el director (y todavía uno de mis mejores amigos) quería que estuviese en el plató todo el tiempo. Ayudé en la búsqueda de exteriores, vestuario e incluso le di lecciones de equitación a Matt (mi caballo hacía el papel del caballo de Tex). Hice lo mismo en Rebeldes, estuve muy implicada, pero también ayudé a Francis a escribir el guión. Co-escribí con él el guión de La ley de la calle y no hice mucho más en esa película aparte de eso. Estuve todos los días en el plató de las tres películas por petición de los directores.

Creo que Tex y La ley de la calle son muy, muy buenas. Ambos directores tenían una visión de lo que querían que fuera la película. Rebeldes es buena, pero Francis intentó complacer a la audiencia del libro – lo cual no es algo malo, pero en mi opinión los artístas trabajan mejor cuando intentan satisfacer su propia visión.

Sus siguientes libros (Hawkes Harbor, una novela para adultos, y Some of Tim’s stories, un conjunto de relatos) no han sido publicados en España. ¿Puede hablarnos un poco de ellas?

Hawkes Harbor es mi primera novela para adultos (y es muy para adultos, no recomendada para niños). Es la historia de un hombre llamado Jamie Sommers, y de cómo lo educa la vida. Está lleno de aventura (tráfico de joyas, de armas, etc.), horror (hay que leer el libro para descubrir esto), y finalmente, como todo mi trabajo, trata sobre relaciones.

Some of Tim’s stories es una recopilación de relatos cortos, centrados en el mismo personaje. Está también pensado para adultos, aunque los adolescentes mayores pueden disfrutarlo. Es mi mejor obra hasta ahora. El libro contiene también una serie de entrevistas que me hicieron, así que, si quieres saber más sobre mi obra, probablemente te interesen.

¿Actualmente está trabajando en alguna novela?

Ahora mismo estoy trabajando en una novela cómica de suspense paranormal – bastante frívola, pero muy divertida de escribir.

¿Qué dicen nuestros lectores?
El dador de recuerdos en Si decido quedarme (Si decido quedarme I): Un libro que nos enseña mucho sobre la vida, y no solo en situaci...
Laia en La lección de August (Wonder I): Me encantó el libro, me he leído el libro y también he visto la p...
Jonathan en La historia interminable: Considero La historia interminable un libro imprescindible...
iker alvarez en La Casa del Miedo: Me ha gustado el libro....
txatxe en Insu-Pu: la isla de los niños perdidos: Me mandaron comprarlo para la clase en Mercedarias y lo que no en...
Nepe en La lección de August (Wonder I): El libro me encantó, lo recomiendo mucho y muy buena reseña. ...
Últimas novedades en el catálogo
#CitasCallejeras